Queríamos contar historias. Deseábamos  conversar con quienes están creando las obras de hoy.

En el camino se nos unieron quienes aman las letras, la gastronomía, la pintura y la arqueología. Eso somos en Minúsculas, gente que disfruta, sin pretensiones.

Si se come, se lee, escucha o vive, es Minúsculas. Por favor, las mayúsculas déjaselas a la gramática.

Últimos Artículos

Intentar borrar una ciudad de la memoria

Intentar borrar una ciudad de la memoria

¿Cómo puede llegar a amarse una ciudad? Amar sus rincones, sus parques, sus esquinas. Amar el salitre que la inunda cada día; amar quizás la sensación de ser dueño de un trozo de ella. Pero, con la misma pasión, odiarla hasta querer despedazarla o borrarla del mapa de...

Un ejercicio de ficción

Un ejercicio de ficción

Imagino ahora tener entre mis manos un libro de poesía titulado simplemente Poemas y firmado por Luis «Terror» Días (Bonao, 1950). Sí, el mismo «Terror» de Anaisa y El guardia del arsenal. Y el mismo Terror de Transito entre guácaras, poemario de temática taina...

¡Suscríbete Hoy!

Si desea mantenerse al día con las últimas Minúsculas e ideas de nuestro equipo, le recomendamos que se suscriba. Enviará el contenido más reciente directamente a su bandeja de entrada de correo electrónico.

Nosotros

Sobre Nosotros

Somos Minúsculas Por Las Gaviotas

La palabra Minúsculas hace un recorrido leve, como si la “m” aleteara despacio, a ras del agua, simulando ser gaviota. La palabra minúsculas busca poco, aspira a poco, pretende nada, o casi nada.

Como las gaviotas recorre las costas tomando lo que surja del mar, cayendo a veces en una ola más agresiva de lo común. Ante todo, la gaviota mira el agua, la arena, los bañistas, toma el sol; y con todo crea un mito para el viento que la acoge.

Así somos. Tomamos de las artes, la gastronomía, la tierra o las historias de la gente, el material para alzar nuestro vuelo.

Contamos cultura, sin pretensiones o con muy pocas.

Autor Destacado

Logo Minúscula

Minúsculas

Contamos cultura, sin pretensiones o con muy pocas.

Selección de Nuestro Equipo

Oyendo música a vuela pluma (Bachata)

Música de amargue (22 de mayo 2022) Yo no sé bailar bachata. Quizás se deba a que crecí en un barrio donde lo que se escuchaba era “música de amargue”. La música de amargue era eso: música que se escuchaba para amargarse, casi siempre por un amor perdido pero otras...

Intentar borrar una ciudad de la memoria

¿Cómo puede llegar a amarse una ciudad? Amar sus rincones, sus parques, sus esquinas. Amar el salitre que la inunda cada día; amar quizás la sensación de ser dueño de un trozo de ella. Pero, con la misma pasión, odiarla hasta querer despedazarla o borrarla del mapa de...

Un ejercicio de ficción

Imagino ahora tener entre mis manos un libro de poesía titulado simplemente Poemas y firmado por Luis «Terror» Días (Bonao, 1950). Sí, el mismo «Terror» de Anaisa y El guardia del arsenal. Y el mismo Terror de Transito entre guácaras, poemario de temática taina...

Categorías Populares

Podcast

Historias

Breves

Siendo Tendencia Ahora

Últimas Tendencias
Tendencias Destacadas
Selecciones del Personal

Oyendo música a vuela pluma (Bachata)

Música de amargue (22 de mayo 2022) Yo no sé bailar bachata. Quizás se deba a que crecí en un barrio donde lo que se escuchaba era “música de amargue”. La música de amargue era eso: música que se escuchaba para amargarse, casi siempre por un amor perdido pero otras...

leer más